RimixRadio, Noticias para latinos
Internacional

EL SALVADOR: Caldera de Ilopango, el super volcán activo de El Salvador que ha tenido múltiples explosiones: ¿por qué se considera uno de los más peligrosos?

La caldera ubicada en el lago de Ilopango es uno de los volcanes activos del país, considerado de alta peligrosidad por su historia marcada por erupciones explosivas de gran magnitud. Foto: captura de pantalla Google Maps

EL SALVADOR:

Por Ronald Erazo

Una investigación realizada por la Universidad de Bristol, del Reino Unido, advierte sobre un nivel significativo de riesgo, principalmente para San Salvador, por futuras erupciones de la caldera de Ilopango que podrían causar severos daños humanos y materiales.

TOMADA DE:https://www.laprensagrafica.com/

Avatar de Ronald Erazo

Las calderas, fenómenos volcánicos de gran magnitud, son grandes cráteres volcánicos que se forman por el vaciado de cámaras magmáticas y el consecuente colapso estructural. Esta estructura característica surge principalmente debido a erupciones altamente explosivas, las cuales provocan el derrumbe de la parte central o incluso de todo el edificio volcánico, dejando tras de sí un vasto cráter o caldera con un diámetro mayor a un kilómetro.

Según información proporcionada por el Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales (MARN), en El Salvador se encuentran dos destacadas calderas que a lo largo del tiempo han acumulado agua como resultado de las lluvias. Estas calderas han dado origen a los conocidos lagos de Ilopango y de Coatepeque.

De estos dos, la caldera ubicada en el lago de Ilopango es uno de los volcanes activos del país, considerado de alta peligrosidad por su historia marcada por erupciones explosivas de gran magnitud.

Su origen
La caldera de Ilopango tiene su origen en una erupción cataclísmica que tuvo lugar en el siglo V. Este evento marcó un hito en la historia geológica y humana de la región, ya que produjo enormes flujos piroclásticos que devastaron diversas ciudades mayas. La magnitud de esta erupción se evidencia en los aproximadamente 25 kilómetros de tefra que arrojó, lo que le otorga un valor de 6 en el índice de explosividad volcánica.

Sin embargo, estudios más recientes han revelado que la erupción fue aún más grave de lo que se creía inicialmente. Se ha fechado en el año 535 d.C., con una expulsión de tefra estimada en alrededor de 84 kilómetros cúbicos. Estos nuevos hallazgos sugieren que esta erupción no solo tuvo un impacto local, sino que sus efectos trascendieron fronteras, influenciando el clima global y desencadenando un cambio climático en los años 535 y 536. De hecho, se plantea que esta erupción masiva, sumada a sus consecuencias directas y a otros efectos diversos en todo el mundo, podría considerarse como la catástrofe volcánica más grande en la historia de la humanidad.

«(La erupción) Produjo suficiente ceniza volcánica para formar una capa de 15 centímetros de espesor en todo el Reino Unido. Esta catastrófica erupción destruyó prácticamente todo en un radio de 100 kilómetros, incluida una población maya nativa bien desarrollada, y perturbó significativamente a las poblaciones mayas hasta a 200 kilómetros de distancia», menciona un informe publicado en la revista Nature Communications, por la Universidad de Bristol.

Actualmente, la caldera de Ilopango se extiende en una estructura alargada de aproximadamente 8 por 11 kilómetros.

Ubicado en la zona paracentral del país, dentro de la zona de falla principal de El Salvador, el volcán forma parte del arco volcánico cuaternario de la nación. Su posición al este de la capital lo convierte en una prioridad para las autoridades, según un informe del MARN.

¿Cuándo fue su última erupción?
Las erupciones prehistóricas de la caldera de Ilopango han dejado una marca significativa en el territorio salvadoreño. Grandes cantidades de material volcánico, conocido como Tierra Blanca Joven (TBJ), se distribuyen por todo el país, con espesores de hasta 60 metros especialmente en los bordes de la caldera.

Su última actividad tuvo lugar en enero de 1880, cuando emergió magma ácido del fondo formando las Islas Quemadas dentro del lago, con un volumen de 0.15 kilómetros cúbicos de lava dacítica y un índice de explosividad volcánica (IEV) de 3, según el Programa Global de Vulcanología (GVP por sus siglas en iglés).

¿Cada cuánto tiempo erupciona la caldera de Ilopango? ¿Podría ocurrir nuevamente?
Aunque la frecuencia eruptiva de este tipo de volcán se estima en miles de años, la posibilidad de actividad eruptiva dentro de la zona intracaldérica es una realidad.

Investigadores de la Universidad de Bristol han advertido sobre el riesgo de una posible erupción, señalando que la acumulación de magma a seis kilómetros bajo la caldera plantea una amenaza latente principalmente para la capital salvadoreña.

Abordar esta pregunta es importante no solo para comprender los controles sobre el desarrollo de sistemas magmáticos, sino también para pronosticar ubicaciones probables de futura actividad eruptiva desde la caldera, formando volcanes», mencionan los expertos en su informe.

«Nuestros resultados indican que la extensión localizada a lo largo de la zona de falla controla la acumulación, el ascenso y la erupción de magma en Ilopango. Esta acumulación y movimiento de magma controlado por fallas limita las posibles ubicaciones de respiraderos para futuras erupciones en la caldera en su zona central y occidental, así como la parte norte, un área que ahora forma parte del Área Metropolitana de San Salvador. Como consecuencia, existe un nivel significativo de riesgo para San Salvador por futuras erupciones de Ilopango», puntualiza el estudio.

Actividad sísmica registrada recientemente
Según un catálogo sísmico del MARN, hasta el año 2022 se han contabilizaron un total de 2,252 sismos localizados en el área de influencia de la caldera de Ilopango. Estos eventos han mostrado una distribución temporal destacada, con picos registrados en los años 1997, 1998, 2001 y 2006. Sin embargo, solo 49 de estos sismos han tenido su mecanismo focal determinado.

La máxima magnitud registrada se alcanzó el día 3 de febrero de 2018, con un valor de 4.1 en la escala de Momento. Es importante destacar que, de manera discreta, aproximadamente 500 eventos sísmicos han presentado profundidades cercanas a 1 km, mientras que alrededor de 300 eventos han tenido profundidades cercanas a los 5 km.

La mayor concentración de sismos se ha ubicado entre las profundidades de 5 km a 6 km, con magnitudes locales en el rango de 2.0 a 2.2. Esta densificación de sismos se ha observado especialmente durante la actividad sísmica derivada de los terremotos de enero y febrero de 2001. Estos eventos telúricos no solo afectaron la región inmediata de la caldera, sino que también aceleraron el proceso de ruptura de muchas de las fallas geológicas locales circundantes en el territorio.

 

Related posts

La inteligencia artificial de Google Bard, ya está disponible en español

PaisaEstereo

MÉXICO: Estado mexicano pide perdón al pueblo maya por agravios cometidos a lo largo de la historia

admin

ECUADOR Encuentran 28 bultos con droga en alta mar, cerca de Galápagos

admin