RimixRadio, Noticias para latinos
Nacionales

El hambre, la otra cara del paro armado en el Bajo Cauca

Foto / Archivo Caracol Radio

En Cáceres y Tarazá reportan que las familias que viven de la compra de comida diariamente están aguantando hambre.

TOMADA DE:https://caracol.com.co/emisora

Caracol Radio | Noticias, deportes y opinión en Colombia

El paro armado de la banda criminal Clan del Golfo está generando otras afectaciones a cientos de familias que viven del diario, es decir, trabajan un día para comprar la comida para el otro día, pero por la suspensión de todo tipo de actividades no han podido generar ese dinero. Es el caso de los municipios de Tarazá y Cáceres donde muchas familias están aguantando hambre porque ya son dos días de paro.

La situación se complicó porque el paro fue anunciado de manera sorpresiva, por ello muy pocas personas alcanzaron a abastecerse de alimentos. Es el caso de Cáceres donde incluso los ilegales hicieron cerrar una tienda en el corregimiento Jardín, allí una persona abrió la tienda para abastecer a algunas familias y de inmediato fue intimidada y obligada a cerrar, lo mismo ocurrió con el supermercado D1 que intentó hacer lo mismo en el área urbana y corrió con la misma suerte.

“Las personas de escasos recursos que viven del día a día, del diario en la alimentación, esas personas están sin un bocado de comida. Ese confinamiento es un delito bastante grave, sin embargo preocupa, porque yo sé que muchas personas estamos partiendo, porque me ha tocado compartir una libra de panela o de arroz cosas así por el estilo, entonces, las cosas están caóticas cuando no hay alimentación para la población”, contó Horacio Rendón, concejal de Cáceres.

El paro armado de la banda criminal Clan del Golfo está generando otras afectaciones a cientos de familias que viven del diario, es decir, trabajan un día para comprar la comida para el otro día, pero por la suspensión de todo tipo de actividades no han podido generar ese dinero. Es el caso de los municipios de Tarazá y Cáceres donde muchas familias están aguantando hambre porque ya son dos días de paro.

La situación se complicó porque el paro fue anunciado de manera sorpresiva, por ello muy pocas personas alcanzaron a abastecerse de alimentos. Es el caso de Cáceres donde incluso los ilegales hicieron cerrar una tienda en el corregimiento Jardín, allí una persona abrió la tienda para abastecer a algunas familias y de inmediato fue intimidada y obligada a cerrar, lo mismo ocurrió con el supermercado D1 que intentó hacer lo mismo en el área urbana y corrió con la misma suerte.

“Las personas de escasos recursos que viven del día a día, del diario en la alimentación, esas personas están sin un bocado de comida. Ese confinamiento es un delito bastante grave, sin embargo preocupa, porque yo sé que muchas personas estamos partiendo, porque me ha tocado compartir una libra de panela o de arroz cosas así por el estilo, entonces, las cosas están caóticas cuando no hay alimentación para la población”, contó Horacio Rendón, concejal de Cáceres.

Related posts

Un carro cayó desde un parqueadero ubicado en un tercer piso en Medellín

admin

Niegan libertad a ‘Manolo’, quien habría abusado de 12 niños en Medellín

admin

Antioquia definió fecha para el inicio de clases con alternancia

admin

Leave a Comment

WP Radio
WP Radio
OFFLINE LIVE