RimixRadio, Noticias para latinos
Recetas

Arroz blanco: el truco de los grandes chefs para que tenga más sabor

porFélix Esteban.

El arroz blanco es una de los alimentos más consumidos en nuestro país, no digamos ya en países orientales, donde es la base absoluta de la alimentación y su consumo es diario e incluso en varias comidas, al margen de recetas. Pero es un alimento tan sencillo, que a muchos les parece insípido, por lo que al final se usa como guarnición y se mezclan con ingredientes, salsas y especias que le de sabor. Tiene arreglo y puedes disfrutar de un arroz blanco delicioso sin mayores aditamentos, gracias a los trucos de grandes chefs.

TOMADO DE: moncloa.comnotification icon

MIL MANERAS DE HACER ARROZ BLANCO

arroz blanco

Al final, en cada casa hay su manera: en cacerola o sartén, en olla exprés, en el microondas (nada recomendable), con abundante agua (para luego escurrir), con el agua justa (para no tener que escurrir), tapado o no, rehogado antes o después de la cocción, etc. Pero con ello quizá no quede en su punto y menos aún con un sabor bueno e intenso.

LO PRIMERO, CÓMO CONSEGUIR UN BUEN ARROZ BLANCO…

arroz blanco

Antes de que tenga buen sabor, hay que asegurarse que tenga la consistencia y el punto idóneo. Para ello es fundamental controlar el punto de cocción, así como la variedad utilizada, el tipo de agua e incluso dónde se prepara (no sólo recipiente, sino geográficamente, si hay mayor o menor altitud). Puede parecer exagerado, pero la altitud, la temperatura y la humedad del ambiente influyen mucho en el resultado y condicionan el método a utilizar. Veamos los trucos más usados por los grandes chefs para conseguir el arroz blanco perfecto y con el máximo sabor.

… Y HACERLO BIEN

Para ello lo más importante es cuadrar bien tiempos y proporciones, para así lograr un arroz blanco en su punto, ni muy duro ni muy blando. Veamos primero las proporciones: para el arroz de grano largo, dos tazas de agua por cada una del alimento; para el grano corto, una taza y un cuarto de agua por cada una de arroz. Por último, lo aconsejado para el integral sería una taza y tres cuartos de agua por cada dosis. Veamos ahora el cocinado en sí, antes de meternos en qué añadir. Recuerda que primero estamos en cómo cocerlo correctamente.

LA CLAVE DE LA COCCIÓN DEL ARROZ BLANCO

arroz blanco

Al margen de con qué, que veremos ahora, nos centramos primero en que el arroz esté perfecto, antes de ocuparnos del sabor. Para ello, lo mejor es colocar el arroz en un colador o escurrido y enjuagarlo en el grifo, eliminando el almidón sobrante. Ahora colocas el arroz y el agua en la cacerola y añades opcionalmente una pizca de sal si prefieres darle un punto de sabor.

Una vez que el agua hierva, remueves el contenido y lo pones a fuego lento. Coloca la tapa y espera el tiempo justo, según el tipo de arroz: 18 minutos para el arroz blanco de grano largo, 15 para el de grano corto y 45 para el integral. Ah, y no abras la tapa nunca. Pasado el tiempo, apaga el fuego y déjalo en reposo entre cinco y diez minutos. Habrá quedado perfecto.

CUIDADO CON EL ‘AL DENTE’

arroz blanco trucos

Lo decimos porque mucha gente lo usa como si fuera pasta, creyendo que es un tipo de producto parecido y que por tanto tiene unos modos y tiempos similares. Pues no es así, porque el ‘al dente’ en el arroz no es el de la pasta: en el primero no es idóneo como lo es en el segundo caso, salvo que por motivos de dieta el arroz deba poseer un menor índice glucémico.

En cambio, demasiado tiempo en la olla o cazuela hará que los granos se peguen entre sí, creándose una textura blanda y gomos, nada apetecible. Así que, una vez más, comprobamos que los tiempos y proporciones son vitales.

TRUCOS DE CHEFS PARA UN ARROZ BLANCO DELICIOSO

Lo mejor, y que no sólo los chefs sino nuestras madres y abuelas conocen, es utilizar el ajo, el laurel y el aove para cocinar el arroz blanco. Para ello dora un diente de ajo (pelado o entero) en aceite de oliva virgen extra y rehoga en ello el arroz, añadiendo una hoja de laurel junto al agua de la cocción. Con ello aportarás un gran sabor a tu arroz blanco, tanto que te apetecerá comerlo así, sin más. Esto es el truco más habitual pero hay otras opciones que han ido sacando, entre otros, chefs reputados.

LA CEBOLLA CLAVETEADA O LA SOJA

Es otro truco, con otro ingrediente, que hará que tu arroz blanco quede delicioso. Con la cebolla claveteada lo consigues. Se trata de añadir un par de clavos de olor en una cebolla pelada y sumergirla en el agua de la cocción del arroz. Un truco perfecto para conseguir un aroma a especia, dándole un sabor potente. Otro truco es añadir salsa de soja al agua de cocción. Con ello también conseguirás este toque de sabor idóneo. Pero hay más…

OTROS TRUCOS PARA UN ARROZ BLANCO CON SABOR

Cómo hacer arroz blanco en la thermomix

Cada maestrillo tiene su librillo, y hay más trucos de chefs y cocineros amateurs para dar sabor al arroz blanco. Están todos testados y comprobados por millones de paladares:

Por ejemplo, añadiendo ajo en polvo en el agua de la cocción, si no tienes ajo fresco.

Sustituyendo el agua por caldo (si es casero, mejor), y si no con una pastilla de concentrado como mal menor. En este caso no es necesario, por tanto, añadir sal.

Troceando al final 1/4 de cebolla y rehogar en aceite antes de incorporar el arroz y el agua.

Agregando especias como perejil picado, otras hierbas, granos de pimienta negra o incluso jugo de limón.

Por último, puedes optar para el sofrito por un usar mantequilla en vez de aceite.

LOS BENEFICIOS DEL ARROZ BLANCO

Arroz blanco

Ahora que tenemos un arroz blanco delicioso, nos podemos congratular de que también nos aporta múltiples beneficios para nuestra salud: aporta proteínas y por tanto energía, regula el sistema digestivo (de ahí que siempre sea el recurso de casi única comida con problemas de estómago), mejora el sistema nervioso, tiene propiedades antiinflamatorias, disminuye la presión arterial y fortalece los huesos. Y por supuesto, para el deportista, por su alto aporte de hidratos de carbono.

GRACIAS AL CONTENIDO

Veamos finalmente, y que explica estos beneficios, lo que contiene en este caso una taza de arroz blanco, que es la cantidad más habitual para cocinar. Contiene 410 calorías, 4 gramos de proteínas, 2 mg de sodio, 1 gramos de fibra dietética y un 5% de magnesio, entre otras cosas.

Y por supuesto, el aporte global, puesto que el arroz blanco suele ir acompañado de carne, verduras o pescados, o bien añadiendo tomate frito, huevos o salchichas. Grandes clásicos de cocina rica y rápida.

 

Related posts

Ensalada de langosta

PaisaEstereo

Mojarra con arroz con coco

PaisaEstereo

ARROZ CREMOSO CON CROCANTE DE CERDO

admin
WP Radio
WP Radio
OFFLINE LIVE