Connect with us

Internacional

CHILE: Tarapacá extrema medidas ante el covid-19: Cierre de calles, restricción vehicular y más vigilancia

El intendente Miguel Ángel Quezada, muestra una imagen de los mapas de calor que han aplicado para el manejo de la pandemia. Intendencia de Tarapacá.

CHILE:

Luego de convertirse en la tercera zona con más contagios acumulados a nivel nacional, las autoridades locales han adoptado medidas adicionales a las instruidas por el nivel central para detener la pandemia.

TOMADA DE:emol.com

//static.emol.cl/emol50emol.com

El aumento sostenido de casos de coronavirus en Tarapacá ha obligado a sus autoridades locales a extremar las medidas para detener la enfermedad en la zona, la cual se ha convertido en la tercera región con más contagios acumulados y la cuarta con más fallecidos a nivel nacional. Y es que el cumplimiento de la cuarentena decretada para las comunas de Iquique y Alto Hospicio el pasado 16 de mayo no ha surtido efecto. De hecho, el 1 de junio, la región registró su número más alto de contagiados, con 165 casos, y ambas han liderado el ránking nacional de solicitud de permisos en Comisaría Virtual.

Ante ello, el intendente regional, Miguel Ángel Quezada, en conjunto con el jefe de la Defensa Nacional, Guillermo Paiva, decidió aplicar nuevas medidas de control como el cierre de calles en el centro de Iquique y la aplicación de una restricción vehícular, las cuales no se habían visto en otras zonas del país. Al respecto, la autoridad explicó a Emol que «la restricción vehícular en Iquique y Alto Hospicio es bien particular, dado que el acceso a la zona franca es muy fácil, por lo tanto todo el mundo se maneja en vehículos. Es primera vez que una región tiene una restricción por otros motivos que no sea el ambiental y nosotros la dictamos porque veíamos mucha gente movilizandose». «Hemos tomado estas medidas porque vimos que en las dos primeras semanas de cuarentena seguiamos como si nada, que los pases en comisaría virtual no iban disminuyendo. Por eso tomamos estas medidas que son locales y que tienen que ver con la cultura tarapaqueña», dijo. Según Quezada, «la próxima semana estaríamos viendo si es que esto tuvo algún resultado positivo o no. Ahora, en lo que va recorrido, ya tenemos alguna señal, aunque menor, es que la cantidad de exámenes que estamos haciendo ha disminuido, pero todavía es anticipado decir que es parte de lo que hemos hecho». El jefe regional destacó también la aplicación de otras medidas locales. «Regionalmente es obligatoria la mascarilla. Además, estamos fiscalizando telefónicamente y físicamente al resto de los contagiados que no van a las residencias y tenemos alrededor de 25 puntos de control en nuestra región para evitar el traslado de gente entre la zona urbana y la rural». Sobre el primer punto, destacó la experiencia que obtuvieron en la comuna de Pica, donde se activó el primer brote regional y que pudo ser controlado gracias a un estricto seguimiento de casos. «Ese fue el primer lugar donde se nos anticipó el virus. Tuvimos cuatro cluster y dictamos doce medidas regionales, las cuales nos dieron bastante resultado».

«En el aprendizaje hubo dos cosas importantes: Una fue la fiscalización permanente de la gente que estaba con covid y el cierre de la comuna, para evitar que llegara o saliera gente de la comuna. Esas dos medidas fueron fundamentales, en una primera acción fuimos activamente a buscar a quiénes podían estar contagiados y así pudimos circunscribir a la comuna», subrayó. Otra innovación que es destacada por Quezada es la utilización de mapas de calor, con las cuales «descubrimos zonas que son altamente densas, con una alta cantidad de patentes comerciales, alta densidad de adultos mayores, alta densidad de gente contagiada». «Por lo tanto, estamos acercándonos a esos lugares y sacando a la gente que está conviviendo en cité u otras condiciones de hacinamiento y que nos va a permitir sacar por lo menos al 50% de los activos y poder bajar la velocidad y cantidad de contagiados que estamos teniendo en nuestra región», enfatizó. Adicionalmente, destacó la creación del sistema Esmeralda, que lleva las estadísticas regionales online. «Cada vez que una persona entra en una residencia se reporta al sistema y se ve minuto a minuto la cantidad de personas que entra al hospital y ahora hay siete servicios de salud incorporando este software que creamos acá». La visión de los alcaldes A juicio del alcalde de Iquique, Mauricio Soria (IND), las medidas adoptadas por el gobierno regional «son necesarias, porque teníamos un índice de muchos permisos, batimos el récord como comuna en cuarentena, con un tercio de la población que salía a la calle. Por eso hay que extremar medidas, porque los números son muy desalentadores y preocupantes». «Ahora, vamos a ver si son efectivas, lo tenemos que ver en el tiempo, la próxima semana. Ojalá que a corto tiempo sean efectivas, mucha gente pedía un mayor control y eso se está ejerciendo, porque se veía una ciudad con una rutina normal en cuarentena», añadió en conversación con este medio.

De acuerdo a Soria, «tenemos que endurecer el tema, porque estamos entrando a la tercera semana y las cifras siguen aumentando. Tenemos que seguir tomando más medidas para controlar la pandemia en la región. Se están extremando medidas porque tenemos uno de los índices más altos de contagios después de Santiago». No obstante, lamentó que «acá empezó tarde la cuarentena y este discurso de la nueva normalidad nos pilló sin cuarentena y mucha gente, con esta sensación que creó el Gobierno, se confundió y eso nos trae a estos números». Esa misma visión tiene su par de Alto Hospicio, Patricio Ferreira (DC), quien expresó que «lamentablemente las medidas necesarias se han adoptado de manera tardía y sin el rigor necesario, cuestión que se ha ido poco a poco corrigiendo. En primer lugar, la cuarentena debió decrecarse antes, cuestión que insistentemente planteamos como municipio». «Una vez decretada, se debió ser más acertivo en su fiscalización, habia muy poco control y eso se notó en las calles. Finalmente, hubo tardanza también en la entrega de recursos para ayuda social, lo que también dificultó la aplicación de una cuarentena efectiva, debido a la gran cantidad de personas que vive el día a día», criticó.

En cuanto a las nuevas restricciones, Ferreira valoró que «todas las medidas que ayuden a mantener la distancia social, son bienvenidas. Es importante fiscalizar que las cuarentenas se cumplan. Pero aquí no basta sólo el garrote: como municipio hemos sido enfáticos en advertir que no habrá cuarentena efectiva sin ayudas sociales igualmente efectivas». «Cuando hay que salir obligadamente a buscar el sustento para la familia, es imposible quedarse en casa. El objetivo central de hoy es disminuir la tasa de contagios, y la mantención de controles es muy importante, pero no el único. Junto con las necesarias ayudas sociales hay que ser audaces y creativos para incentivar que los vecinos se queden en casa», indicó. En esa línea, como propuestas, el edil planteó: ¿Podríamos entregar internet gratis o suscripciones de cable?, ¿podemos mejorar los planes educativos a distancia de sea de continuidad de estudios o incorporación de nuevas habilidades sociales? Descansar sólo en la fuerza no sólo es muy pobre como política pública, también es poco eficaz».

Continuar Leyendo...
Advertisement
Click por comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RADIOS ONLINE