Logo RimixRadio

RimixRadio, Noticias para latinos
Nacionales

¿Buses ya no irán al Centro de Medellín? Transportadores proponen revolcón en rutas barriales

ESNEYDER GUTIÉRREZ
Santiago Olivares Tobón

Recorridos que no vayan hasta el centro, sino que pasen de un barrio a otro, se ensayan en dos zonas de Medellín. Si se aprueban el pasaje sería más barato.

TOMADA DE:elcolombiano.com

Archivo:ElColombiano.svg - Wikipedia, la enciclopedia libre

Los recorridos de los buses desde los barrios hacia el centro de Medellín serían cosa del pasado. Al menos así lo están ensayando las empresas de transportes del nororiente y noroccidente de la ciudad, teniendo en cuenta que después de la pandemia se han encontrado que al menos el 30% de los usuarios ya no bajan a Medellín, como dicen en los barrios altos cuando van al Centro.

Uno de los abanderados de esta propuesta de transformación del transporte público es Luis Fernando Jaramillo, líder de transportadores de las comunas 1 (Popular), 2 (Santa Cruz) y 3 (Manrique), donde avanza la presentación de la propuesta para realizar algunos recorridos en estas partes de la ciudad, con buses que apenas lleguen hasta la calle 67 (Barranquilla) y luego retornen a las comunas.

“En los recorridos dentro de los barrios nos hemos encontrado competencia directa para nuestra labor, principalmente en los chiveros y los taxis que hacen de colectivo, y ante la cantidad de gente que ya se moviliza dentro del nororiente de Medellín, porque ya trabajan o hacen sus actividades en la zona, vemos la necesidad de esta transformación”, explicó.

Se estima que, según los cálculos del empresario, de las 820.000 personas que usan los buses cada mes en esta parte de Medellín, 250.000 se transportan entre las comunas del nororiente de Medellín y, si llegan muy lejos, bajan hasta la calle 67 (Barranquilla), antes de la estación Hospital del metro. Esta propuesta iría acompañada de beneficios a los usuarios, puesto que quienes hagan uso de estos buses pagarían menos de los $3.200 que vale el pasaje.

Además, argumentaron que la salida de los buses del centro de Medellín, al menos en un 50%, podría ayudar a la descontaminación de esta parte de la ciudad, cumpliendo las metas que tiene la Alcaldía de Medellín en cuanto al medio ambiente se refiere.

“Si nosotros tenemos 30 carros y sacamos 10 que entran todos los días ocho veces al centro, son 80 veces que van a dejar de hacerlo, solamente en una ruta, porque se quedan volteando en el barrio. Eso ayudaría a la descontaminación”, dijo Jaramillo.

La propuesta de prueba piloto para el nororiente de Medellín se haría con dos rutas que son cubiertas por 22 buses que llegan hasta la estación Universidad del metro, de acuerdo con lo plasmado en los documentos que se le presentarán a la Secretaría de Movilidad de Medellín para permitir estos recorridos de evaluación previa.

Una pasaría por los barrios San Pablo, Aranjuez y el parque de Guadalupe, con una duración de 63 minutos; mientras que la otra tendría como eje el barrio San Pablo, pero pasaría por el Jardín Botánico, Parque Explora y la Clínica León XIII, en un trayecto que demoraría 64 minutos.

Para los líderes del transporte colectivo esta iniciativa tiene viabilidad y el transporte público va encaminado a tener este tipo de recorridos sectorizados, tanto por la economía de los transportadores como para los beneficios de la comunidad.

Juan Gonzalo Merino, presidente de la Asociación de Transportadores del Valle de Aburrá (Asotransvaa), señaló que los comportamientos de los usuarios cambiaron radicalmente después de la pandemia y eso los obliga a acoplarse a las necesidades actuales.

De hecho, las rutas del nororiente de Medellín no son las únicas, ya que según Merino, los buses de la empresa Transportes Medellín-Castilla, que cubre las rutas del noroccidente de Medellín, también están haciendo recorridos que circulan por las comunas 5 (Castilla), 6 (Doce de Octubre) y 7 (Robledo), sin ir al Centro.

Tanto para Merino como para Jaramillo, esta propuesta puede ser exitosa, con base en los primeros estudios realizados por los transportadores para presentar estos cambios con la expectativa de ver si se pueden hacer estas modificaciones.

Para algunos expertos, como el ingeniero Víctor Valencia Alaix, docente de la Universidad Nacional, es necesario hacer unos estudios técnicos para establecer en firme la viabilidad de esta iniciativa. “Es fundamental conocer las necesidades de cada uno de los usuarios, la necesidad de viaje de las personas y la información sobre los orígenes y destinos para conocer si estas propuestas pueden ser exitosas”, manifestó.

La Secretaría de Movilidad de Medellín dijo que el año pasado rechazó la propuesta, argumentando que podría afectar la operación de las rutas alimentadoras. Sin embargo, en esta administración y considerando la necesidad de avanzar en un esquema de integración entre el transporte masivo y el transporte colectivo, se ha retomado el análisis de dichas modificaciones que permitan mejorar la cobertura y calidad del servicio.

Infográfico

Related posts

18 reses murieron tras ser impactadas por un rayo en Sonsón, Antioquia

admin

Habilitan puntos de vacunación en tres colegios del nororiente de Medellín

admin

Montería ofrecerá becas para que los más pobres entren a la U

admin