Rimix Radio
Nacionales

Vía a Urabá sigue cerrada y golpea al gremio transportador

GUSTAVO OSPINA ZAPATA

La vía a Urabá continúa este viernes con cierre total debido a un derrumbe de grandes proporciones que se registró en el municipio de Uramita en la madrugada del jueves 7 de enero.

TOMADA DE:https://www.elcolombiano.com/

Contáctenos

Según confirmaron la ANI -Agencia Nacional de Infraestructura- y la concesión Autopistas Urabá que ejecuta el proyecto Autopista al Mar 2, la masa de tierra que se precipitó sobre la carretera es de 15.000 m3, lo cual hace compleja la tarea de despejar el paso.

El deslizamiento se presenta en el kilómetro 26, en el sector Peñas Blancas, entre los municipios de Uramita y Dabeiba.

“Para garantizar la seguridad de los usuarios, el paso de vehículos se encuentra restringido desde el municipio de Cañasgordas”, precisó la ANI.

Los viajeros cuyo destino sea la región de Urabá deben tomar como ruta alterna la vía Medellín – Caucasia – Planeta Rica – Arboletes – Apartadó.

En la zona ya hay maquinaria amarilla para remover la masa de tierra y piedras que cayó sobre las dos calzadas, pero aun no hay tiempo estimado para la reapertura.

“En cuanto se tengan las condiciones necesarias se procederá a iniciar las labores de remoción y poder estimar así el tiempo en que la vía permanecerá cerrada, pues la caída de material fue de grandes proporciones”, informaron las fuentes.

Las afectaciones por este problema son de grandes dimensiones para el gremio transportador y los empresarios dueños de la carga.

Así lo expuso Anderson Quiceno, director ejecutivo de la ATC (Asociación de Transportadores de Carga) y del Grupo Empresarial de Transportadores Intermunicipales de Antioquia, quien señaló que tomar la opción por la vía Caucasia – Planeta Rica implica duplicar el tiempo de viaje: “es convertir un viaje de ocho horas en uno de 16 y si se hace por la vía Cisneros – Puerto Berrío el tiempo se puede triplicar”.

Recordó que al trayecto por Caucasia hay que sumarle los problemas de orden público que se presentan en gran parte del recorrido y que siembran incertidumbre para los viajes.

Señaló que el transporte de ganado y de productos perecederos es el más afectado por esta situación, pues mientras los semovientes pierden peso los alimentos se dañan.

A esto hay que sumarle que los vehículos sufren desgaste en las llantas y los insumos y además se duplica o triplica el gasto de gasolina.

“La mayoría de empresarios no reconocen estos mayores gastos y mientras algunos transportadores prefieren dejar guardados sus vehículos para no trabajar a pérdida, otros se arriesgan a lanzarse a las carreteras”, precisó.

Los mismos conductores, advirtió, al hacer recorridos más largos, tienen que gastar más en alimentación, a veces en hospedaje y sufren mayor cansancio y estrés.

Esta vía, sin embargo, no fue incluida en los nuevos contratos de mantenimiento y operación firmados recientemente por Invías por un monto de $150.000 millones, que abarcan los trayectos El Santuario – Caño Alegre, Donmatías – Tarazá y la vía a La Pintada, en el Suroeste antioqueño.

Le puede interesar: El plan para mejorar tres tramos viales de Antioquia

Quiceno dijo, finalmente, que el Gobierno Nacional, en estos casos, no ayuda a aliviar las cargas de los transportadores, lo que hace complejo el ejercicio de cumplir con la misión de transportar la carga a los destinos.

“Le hemos propuesto al Gobierno que al menos para el transporte de carga que no sea de comercio internacional nos exima del pago de peajes pero la propuesta no ha sido escuchada, lo único que ha estado estable es el precio de la gasolina, pero los insumos para los vehículos han subido con la normalidad de siempre”, puntualizó.

 

Related posts

Contraloría de Antioquia crea unidad especial para investigar contratos de ayudas

admin

“No estoy muerto”: apareció joven sometido violentamente por policías

PaisaEstereo

Radiografía de presunta corrupción en contratos para enfrentar COVID-19 en Cesar

admin

Leave a Comment