RimixRadio, Noticias para latinos
Nacionales

La covid-19 se llevó a una de las investigadoras más experimentadas del CTI Medellín

POR: NELSON MATTA COLORADO

Por causa de la enfermedad covid-19, el Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) de la Fiscalía perdió a una de sus investigadoras más experimentadas en la lucha contra el crimen en el Valle de Aburrá.

TOMADA DE:https://www.elcolombiano.com/

Entrenadores de ligas de Antioquia firmaron contrato con Indeportes – Rimix  Radio

Luz Marina Córdoba Jaramillo, quien se desempeñaba actualmente como coordinadora de la Sección de Análisis Criminal (SAC), en la Seccional de Medellín, falleció en la mañana de este miércoles.

Varios de sus compañeros le contaron a EL COLOMBIANO que la funcionaria de 58 años de edad fue diagnosticada con la enfermedad hace cuatro días. Fue internada en urgencias en un centro asistencial, pero en medio del tercer pico de la pandemia y con la red de salud en su máxima ocupación, no fue posible conseguirle una cama en alguna Unidad de Cuidados Intensivos.

El lunes, cuando aún estaba en su camilla, Córdoba seguía pendiente del trabajo, de acuerdo con sus colegas, hasta que en la mañana de hoy partió de este mundo esperando una remisión a otra ciudad.

La servidora pública ingresó a la Institución el 13 de diciembre de 1994, y dedicó 26 años y cuatro meses de su vida a la investigación judicial. Entre los cargos que ocupó estuvieron la coordinación de la Estructura de Apoyo del CTI y de la Sección de Análisis Criminal, esta última instancia encargada de estudiar todas las denuncias que ingresan a la Fiscalía en el Valle de Aburrá, con el propósito de establecer patrones delincuenciales y conducir investigaciones estructurales contra el delito.

De los casos que coordinó, muchos terminaron en operativos contra estructuras de crimen organizado, bandas de fleteros y estafadores, grupos de ladrones de cables de telecomunicaciones y autopartes, así como redes de corrupción, entre otras. Uno de esos casos fue el de “Expoesmeracol”, una empresa que, usando un esquema de pirámide financiera, captó más de $13.000 millones entre 2005 y 2008, estafando a decenas de personas; los responsables fueron detenidos y condenados.

Vivía en su natal municipio de Copacabana, Antioquia, era soltera y no dejó hijos. Desde su cargo, también asesoraba a la Dirección Seccional de la Fiscalía en algunos asuntos de criminalidad.

“De Marina aprendí muchas cosas cuando fui fiscal, conocí sus capacidades profesionales y personales, siempre serena, enfocada, funcionaria excepcional, honesta, leal, excesivamente comprometida con su labor, incondicional en su horario laboral, con un sentido de pertenencia formidable. Lamento profundamente su partida, deja un vacío en su familia, amigos, compañeros, y en la Institución, 26 años y 4 meses de su vida entregó a su labor de una manera ejemplar”, comentó Natalia Rendón, la directora Seccional de Fiscalías de Medellín.

Compleja situación laboral

Además de Córdoba, el coronavirus también se llevó el año pasado al investigador Rubén Darío González González, quien laboraba en la Unidad de Protección y Asistencia en el búnker de la Fiscalía, en la capital antioqueña.

En medio del dolor por la partida, varios miembros del CTI Medellín se quejaron por presuntas irregularidades en la atención de sus casos por parte de la ARL, y pidieron una gestión más expedita de la Fiscalía para atender sus casos de salud laboral, pues a diario están en contacto con detenidos, muertos y demás personas contagiadas que les podrían transmitir el virus.

Cuatro sindicatos judiciales (Sergifen, Asonal Judicial, Unisercti y Unitra) expidieron un comunicado conjunto, en el que expresaron: “Rechazamos enérgicamente la arbitraria posición de la Fiscalía General de la Nación, a través de algunos directores y/o coordinadores, que están obligando a los compañeros servidores a asistir a sus jornadas laborales y sitios de trabajo, anteponiendo la actividad laboral por encima del derecho fundamental a la vida y la salud”.

Añadieron los sindicatos que “invitamos a los 25.000 servidores de la entidad a desacato laboral, para no asistir a las sedes de trabajo y a priorizar el trabajo en casa, hasta tanto las condiciones laborales sean óptimas y que todos los servidores hayan sido vacunados”.

 

Related posts

“¡Chinga, chinga párese!”: implicado en robo a Davivienda a su amigo muerto

PaisaEstereo

Disidencias Farc estarían exigiendo dinero para regalos que usarían para reclutar niños

PaisaEstereo

En Medellín abren 4 mil cupos para formación virtual en temas de la Cuarta Revolución Industrial

admin