Connect with us

Internacional

Hombre usaba cámaras para espiar mujeres teniendo relaciones sexuales

El acusado aceptó haber ingresado de manera irregular al menos 9.600 veces en cinco años a las cámaras de seguridad de sus clientes. Foto: iStock

El sujeto aprovechaba su empleo como técnico de instalación de cámaras en una empresa de seguridad.

ESTADOS UNIDOS.

Por: Tendencias EL TIEMPO

Autoridades de la ciudad de Dallas, Texas, en Estados Unidos, capturaron a un hombre que admitió que durante cinco años accedió a cámaras de seguridad pertenecientes a la empresa a en la que trabajaba para espiar a mujeres mientras tenían relaciones sexuales.

El sujeto, identificado como Telesforo Avilés, de 35 años, trabajaba para la empresa de seguridad ADT como técnico. En su empleo en la compañía se encargaba de la instalación de cámaras de seguridad al interior de los hogares de sus clientes.

(Lea también: Países que restringieron sus fronteras para frenar el avance del covid).

“Este acusado, encargado de salvaguardar los hogares de los clientes, en cambio se entrometió en sus momentos más íntimos”, dijo el fiscal federal interino Prerak Shah.

«Nos complace hacerle responsable de esta repugnante traición a la confianza», sostuvo el funcionario, según publicó el Departamento de Justicia de Estados Unidos.

De acuerdo con Matthew J. DeSarn, agente especial del FBI de Dallas, Avilés, quien se declaró culpable por el delito de fraude informático, “utilizó su puesto de trabajo para violar ilegalmente la privacidad de numerosas personas. El FBI trabaja con nuestros socios encargados de hacer cumplir la ley para investigar a fondo todas las intrusiones cibernéticas y responsabilizar a los delincuentes por sus acciones”.

(Lea también: El primer ministro italiano dimitirá este martes por falta de apoyo).

En su declaración, el acusado aseguró que agregaba su correo electrónico personal a las cuentas de ADT Plus, la plataforma con que los clientes pueden controlar y ver el contenido alojado en las cámaras de seguridad de su lugar de residencia.

De esta forma, Avilés podía ver en tiempo real lo que las cámaras grababan. Además, señaló llevaba registro de las clientes a las que consideraba atractivas para vigilarlas desnudas o mientras tenían relaciones sexuales con sus parejas.

(Lea también: ¿Qué se sabe de la salud de López Obrador tras contraer el covid?)

Con este método operó por cerca de cinco años, y accedió, secretamente, a alrededor  de 200 cámaras unas 9.600 veces.

Por estos hechos, el acusado podría pagar hasta cinco años de cárcel en una prisión federal.

Tendencias EL TIEMPO

Continuar Leyendo...
Advertisement
Click por comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RADIOS ONLINE