Connect with us

Nacionales

Procuraduría dice que proyecto minero en Jericó podría afectar al Cauca e Hidroituango

El río Cauca en su paso por el Suroeste. Procuraduría pide su protección. FOTO: JUAN ANTONIO SÁNCHEZ

MIGUEL OSORIO MONTOYA

El proyecto minero Quebradora, en Jericó, podría generar daños ambientales tan graves que el río Cauca y el proyecto energético Hidroituango sufrirían sus consecuencias.

TOMADA DE:https://www.elcolombiano.com/

Contáctenos

Así lo señaló la Procuraduría 1 Agraria y Ambiental de Antioquia en un documento de cinco páginas que se une a las más de 500 recomendaciones que la Secretaría de Minas del departamento hizo al proyecto el pasado 9 de diciembre.

La Procuraduría tocó varios puntos críticos. El primero de ellos es un posible deslizamiento de tierra producto de la actividad minera. El ente de control recordó que el Suroeste es una zona inestable geológicamente y que ha sufrido deslizamientos en varias ocasiones.

“Conviene además recodar que la zona ha sufrido históricamente de deslizamientos como el ocurrido la mañana del 16 de diciembre de 1970 en la carretera entre el municipio de La Pintada Antioquia y Supía Caldas, en un sitio conocido como Chirapotó, donde un deslizamiento de tierra y rocas que se extendió por 400 metros y arrastró al río Cauca no menos de 30 vehículos incluidos 3 buses de pasajeros, varios taxis de servicio público, camiones etc.”, reza el texto.

Pero el meollo del asunto está en los relaves filtrados generados. Estos, en palabras sencillas, son los sitios en donde se disponen los materiales que quedan luego de la explotación minera. Es decir, funcionan como tanques o depósitos para contener agua y minerales que sobran. Los elementos más pesados van cayendo al fondo y la mayoría del agua puede ser reutilizada.

Según la Procuraduría, un estudio de la misma multinacional que desarrolla el proyecto, la sudafricana AngloGold Ashanti, advirtió que los relaves causarán cambios en la geoforma del lugar, es decir, podrían producirse cambios en la superficie terrestre. “Este proceso modificará las características geomorfológicas del área de manera significativa y, por lo tanto, se considera un impacto severo”, comunicó el ente de control.

En el comunicado se expresó, además, que el Suroeste es una zona montañosa con diversos pisos térmicos y por donde discurren importantes fuentes hídricas como el Cauca y el San Juan. Por ello, comunicó la Procuraduría, hay que preservar su “exuberante naturaleza”. De esta manera, la descarga de materiales podría filtrarse al río Cacua, excediendo su capacidad de evacuación. Por eso, expresó la Procuraduría, el proyecto Hidroituango, que está aguas abajo, podría sufrir las consecuencias.

La minera respondió

Con otro comunicado, la minera AngloGold Ashanti, responsable del proyecto Quebradona, respondió a las dudas expresadas por la Procuraduría. En primer lugar, la multinacional recordó que en este momento el Estudio de Impacto Ambiental (EIA) se encuentra siendo evaluado por la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales.

También expresó que, hasta el momento, no habían recibido notificación alguna por parte de la Procuraduría y que se habían enterado por los medios de comunicación. La multinacional añadió que el estudio es producto de 14 años de investigaciones: “AngloGold Ashanti tiene la certeza de que Quebradona integra todos los componentes requeridos por las autoridades y la Ley colombiana para ser un proyecto viable, seguro y sostenible. Además, refleja todos aquellos aspectos que han sido manifestados por los habitantes de la zona de influencia, asegurando así que cumple con su propósito de generar progreso ambiental, económico y social”.

Cabe recordar que la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales le había pedido el pasado 1 de diciembre 174 requerimientos de información adicional al proyecto para tomar la decisión en torno a la aprobación o no de una licencia de explotación.

AngloGold Ashanti, por su parte, informó en ese momento que entregará a la Anla la información dentro de los plazos que establece la ley y que la complementarán con estudios que han realizado sobre las características sociales, económicas y ambientales de Jericó.

La empresa sudafricana AngloGold Ashanti tiene títulos mineros y permisos de exploración que le permitieron confirmar que de la mina Quebradona, ubicada en una montaña entre la vereda Cauca y el corregimiento de Palocabildo (a 11 kilómetros del casco urbano), se pueden extraer 4,91 millones de toneladas de concentrado de cobre, 6,13 millones de onzas de oro, 85,1 millones de onzas de plata y 70,08 kilotones de molibdeno

 

Continuar Leyendo...
Advertisement
Click por comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RADIOS ONLINE