Este abuelo es toda una madre: con sus apapachos da vida a bebés prematuros

Por: Noticiascaracol.com

David Deutchman ha dedicado 12 de sus 82 años a poner cerca de su corazón a recién nacidos que no pueden estar con sus padres.

TOMADA DE:noticias.caracoltv.com

La labor que desempeña este hombre, en el hospital Scottish Rite de Atlanta, representa una esperanza para los pequeños

De manera enternecedora, Deutchman alza y arrulla a los recién nacidos mientras sus padres se ausentan de la sala de neonatos.

“Hay muchos beneficios de esa conexión cálida que se da cuando los cargo. Cuando un bebé pone su cara frente a tu corazón ellos se benefician. He llegado a amarlo, no solo por la conexión que creo con los pequeños, sino por toda la atmosfera del hospital”, dice.

El anciano va dos veces a la semana al hospital.

“Cargar a los prematuros permite una mejoría en su salud”, dice la enfermera Elizabeth Mittiga.

“Ese calor y confort ayuda a que crezcan más rápido, ganen peso, y puedan alimentarse mejor”, añade la trabajadora del hospital.

Desde que el jubilado se retiró de los negocios, hace aproximadamente 15 años, empezó a preocuparse por el bienestar de la comunidad. Primero, dio clases gratis en las universidades locales. Luego, se dio cuenta que su verdadero lugar residía en ayudar en la zona de cuidado pediátrico de los hospitales.

Además del cuidado de los neonatos, Deutchman se reúne para reconfortar a los padres de los bebés internados, así como de niños que van a entrar a cirugía.

Hay mucho estrés en estos padres. Hablar con las madres y tomarles la mano, es igual de importante que cuidar de sus hijos”, cuenta el anciano voluntario.

Su historia se hizo viral luego de la foto que le hizo una madre junto a su hijo llamado Logan, un bebé de 25 semanas que había dejado en la sala de neonatos para cuidar a su otra hija en la casa.

Compartir: