Fiscalía descarta preacuerdo con Rafael Uribe por pruebas contundentes en cuerpo de Yuliana Samboní

Audiencia de Rafael Uribe por el asesinato de Yuliana Andrea Samboní / Foto Colprensa_Externo

Rafael Uribe Noguera sí está vinculado con la violación, tortura y muerte de la pequeña Yuliana Samboní, concluyó Medicina Legal tras analizar el material biológico hallado en el cuerpo de la niña.

“Se encontró material biológico que vincula al señor Rafael Uribe en la muerte y abuso sexual de la menor de siete años”, dijo Carlos Valdés, director de Medicina Legal.

TOMADO DE: noticiascaracol.com

La Fiscalía cuenta, además de este informe forense, con videos y otros elementos que demostrarían que Uribe Noguera raptó a la pequeña, la torturó, la abusó sexualmente y la asesinó.

El sospechoso, detenido en la cárcel La Picota y quien se negó a aceptar cargos, deberá responder por los delitos de feminicidio agravado, tortura, secuestro simple y acceso carnal violento, lo que acarrearía una pena de hasta 60 años de prisión.

Sin establecer aún, causa de muerte de celador

De otro lado, Medicina Legal informó este lunes que aún no está clara la causa de la muerte de Fernando Marchán, el celador que estaba de turno en el edificio Equus66 y que era testigo clave en la investigación contra Uribe Noguera.

Aunque los forenses determinaron que el vigilante sí escribió la nota que dejó, dijeron que las cinco lesiones encontradas en el cuerpo no explican su muerte.

Valdés sostuvo que, terminada la necropsia y los primeros análisis, se puede inferir que “las lesiones inflingidas en el cuerpo (de Marchán), que fueron halladas a nivel de miembros inferiores, a nivel de las articulaciones de las manos y a nivel del cuello, ninguna de ellas reviste la gravedad para explicar la muerte”.

Así las cosas, indicó el jefe forense, “la causa de la muerte está en estudio (…) la manera y el mecanismo de muerte están también en estudio”.

¿Qué sabía Merchán?

El vigilante del edificio en el que apareció muerta la pequeña Yuliana Samboní dialogó durante varios minutos con Rafael Uribe Noguera, el hombre sindicado del brutal crimen. La conversación entre el sospechoso y Fernando Merchán se produjo en el sótano.

El encuentro tuvo lugar a las 9:40 a.m. del domingo 4 de diciembre, cuando presuntamente la pequeña ya estaba en poder de Uribe Noguera, y fue registrado en el video de una de las siete cámaras de seguridad instaladas en el complejo residencial Equus66.

Compartir: