Frente a crisis de la salud, el HPTU responde con unidad de pediatría

La Sociedad Colombiana de Pediatría, seccional Antioquia, pidió más atención para los menores, que se tomen acciones frente a la vulneración de su derecho a la salud.

TOMADA DE:elcolombiano.com

Mientras IPS como el Hospital Marco Fidel Suárez de Bello, (HMFS) se ve obligada a cerrar sus servicios de Pediatría en la sede de Niquía, otras IPS como el Hospital Pablo Tobón Uribe (HPTU) ofrece a la comunidad 110 camas pediátricas, que busca mermar el déficit existente.

Andrés Aguirre Martínez, director general del Hospital Pablo Tobón Uribe, sostuvo que el centro asistencial tiene en funcionamiento 110 camas de pediatría de las cuales 27 están dedicadas al cuidado crítico, pediátrico y neonatal, con una inversión que supera los 25.000 millones de pesos.

Asimismo en octubre o noviembre próximo se pondrá al servicio de la comunidad el servicio de urgencias especializadas solo para niños.

Aguirre Martínez destacó que mientras algunas IPS cierran servicios de pediatría porque no son rentables, el Hospital Pablo Tobón busca ofrecer una respuesta social. “Las urgencias entre los años 2012-2016 han crecido más del 60 por ciento, los egresos de los niños hospitalizados más del 26 por ciento”.

Según los expertos, la atención de los niños es menos rentable para clínicas y hospitales y, por ende son menos los esfuerzos que se adelantan para ofrecer servicios pediátricos.

Juan Camilo Jaramillo, presidente de la Sociedad Colombiana de Pediatría seccional Antioquia, sostuvo que en el Departamento se han cerrado en los últimos seis o siete años, unas 70 camas pediátricas. “Los cierres se registran en muchos casos por motivos económicos, se priorizan los más rentables”.

Jaramillo aplaudió la apertura de nuevas camas pediátricas, en momentos de crisis hospitalaria y del sistema. “Los nuevos servicios traen beneficios a la comunidad”.

Menores residentes

El Hospital Pablo Tobón Uribe atiende infantes de Medellín, el Área Metropolitana, municipios de Antioquia y diversas regiones del país.

Los pequeños pueden permanecer desde días hasta un año de estancia en el nuevo hogar. En ese lapso reciben apoyo y hasta estudian en el centro asistencial.

Jenny Patricia Pineda, jefe Sección y Pediatría del Hospital, manifestó que en promedio la estancia de los chicos oscila entre ocho y nueve días. No obstante, se registran niños que viven un año allí.

“Son menores con enfermedades hepáticas, requieren trasplante o necesitan un tratamiento y permanecen en el centro asistencial mientras su recuperación”.

CONTEXTO DE LA NOTICIA

DICEN DE…PRÉSTAMOS DEL FINDETER

El Hospital adelanta construcciones y ampliaciones en medio de un panorama difícil para el sector. Las EPS le adeudan más de 200 mil millones, cartera que afecta su liquidez. Sin embargo, la entidad recibió un préstamo de la Financiera de Desarrollo, Findeter. “Desembolsamos 210.000 millones de pesos para el Plan de Desarrollo Integral del Hospital que incluye la ampliación de servicios de alta complejidad”, señalaron sus voceros. Los recursos permitieron apalancar la construcción de una torre de 15 pisos. El proyecto permitió la creación de más de 1.600 empleos.

Compartir: